Embarazo adolescente y muertes violentas, los retos

Redacción Redacción  


2016-08-31 12:06:28

El secretario de Salud, José Narro Robles, manifestó su preocupación por los jóvenes en todos los sentidos, salud y desarrollo de sus potencialidades, pero también lo consideró un grupo fundamental en la estructura política por venir.

Al participar en la IX Reunión Plenaria de los Senadores del Grupo Parlamentario del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Narro Robles subrayó que se debe convencer a este sector que la política es una actividad de alta significancia en cualquier sociedad, con una enorme dignidad, que se puede avanzar y formar parte de quienes toman las decisiones, tanto en el corto como en el mediano plazos.

En su exposición, el titular de la Secretaría de Salud presentó un panorama de la situación actual de los jóvenes y de los logros del Sector Salud a nivel nacional.

Informó que en 2014, casi 16 mil jóvenes del género masculino fallecieron a causa de muertes violentas. Al referirse al embarazo en menores de 15 años, indicó que en ese mismo año se registraron más de once mil nacimientos, por lo que se deben redoblar los esfuerzos y fortalecer los programas de salud reproductiva y planificación familiar.

Señaló que todavía hay retos por atender como la diabetes, obesidad y sobrepeso; la mortalidad en jóvenes y el embarazo en niñas y adolescentes, tarea en la que “tenemos que redoblar el paso”.

Mencionó que una de las prioridades de la actual administración es el intercambio de servicios, mejorar su calidad y fortalecer la coordinación entre el sector, como el IMSS, ISSSTE y la Secretaría de Salud, mediante el diseño de un modelo similar para todas las instituciones.

Narro Robles destacó que otras tareas fundamentales para el mejor desarrollo de los servicios de salud son mejorar las acciones de vigilancia y control epidemiológico, reforzar la Red de Municipios por la Salud y generar programas nacionales de lucha en contra de los problemas de salud prioritarios, como cáncer, infarto, obesidad, diabetes y mortalidad perinatal, entre otros.