Item Aside Banner
Jueves 02 de abril de 2020
Libertad Bajo Palabra

LIBERTAD ES EXPRESAR, ACTUAR Y HACER LO QUE UNO QUIERE

Victor Estrada
2019-04-03 13:21:27 por Arturo Moncada
CO

Deportista de alto rendimiento y uno de los máximos representantes de México en Juegos Olímpicos, Víctor Estrada es además político y un hombre preocupado por las cuestiones sociales en nuestro país.

Sus diez medallas en taekwondo —siete oros y un bronce en juegos y campeonatos panamericanos, una plata en un mundial y un bronce olímpico logradas durante su carrera— lo convirtieron en uno de los mejores representantes a escala mundial de este deporte.

—¿Qué significado tiene para usted la libertad?

—Es que como individuo, como ser humano, como persona, se tenga la capacidad de poder emprender, de poder convivir, de poder lograr, de poder triunfar o también perder, de poder vivir todas esas experiencias en un ámbito social, en un ámbito humano, en un ámbito en el que uno se desempeñe y en el cual el individuo pueda lograr todas aquellas cosas que se proponga. La libertad es poder expresarse, actuar y hacer lo que uno quiere como mejor le convenga y pretenda realizar.

—Ahora que se busca una mayor equidad e igualdad de derechos y libertades para la mujer en relación al hombre, ¿en el deporte en México existen estos factores?

—En la esfera deportiva, en mi generación —estamos hablando de los noventa— me tocó desde un principio que la participación femenina fuera siempre muy destacada. En esa época ya tanto hombres como mujeres teníamos las mismas posibilidades. En la rama de taekwondo hay ocho categorías en torneos generales y en Juegos Olímpicos se reduce a cuatro para ambos sexos. En ese contexto no me tocó inequidad o desigualdad en competencias. Si hablamos de inequidad nos tendríamos que referir a los setenta, cuando solamente había competencias para varones. No obstante a finales de los ochenta se inició el proceso para atender en diferentes eventos internacionales a la mujer y en los noventa la paridad fue completa.

Añade que en el caso del taekwondo “y otros muchos deportes en similitud de circunstancias, es decir, en rangos de pesos, en participación de categorías, etcétera, lo que he percibido es que se han abierto las puertas tanto a hombres como a mujeres. Actualmente en el deporte hay libertad de competencia y de paridad para practicarlo”.

Política

Luego de su paso por el terreno deportivo de alto rendimiento Víctor Estrada incursionó en la política, donde entre otros logros fue fundador del Partido Nueva Alianza, diputado en la LVIII Legislatura del Congreso del Estado de México y presidente municipal de Cuautitlán Izcalli.

—Bajo ese esquema ¿tienen las asociaciones políticas las mismas ventajas en cuanto a libertad democrática o electoral en México?

—Considero que no. Hay zonas y gente que tienen muchas desventajas. Creo que nuestras leyes difieren mucho de lo que es la justicia electoral y social; y falta mucho por trabajar en esos temas. Ello no significa que no se hayan registrado cambios en esta lucha, donde hay políticos sociales que han buscado la paridad, que han buscado que no existan desventajas y que todo mundo pueda competir en el mismo piso y el mismo terreno, con las mismas posibilidades. Creo que se avanza, aunque a pasos lentos. Y ello porque existen aún muchos grupos que no quieren perder el poder, perder sus votos, perder lo que tienen. Esto es normal: es algo que hemos vivido en nuestro México durante muchos años.

Aunque sea a pasos lentos, dice, “se han logrado pequeños espacios en beneficio de diversos grupos políticos y sociales. Desde un punto de vista coloquial ha sido como una pequeña probada de libertad de un pastel muy grande y no ha sido justo para todos”.

Obstáculos

—¿Dónde considera que hay más libertad: en la política o en el deporte?

—La clase política piensa que el deporte es muy sencillo y que en la política del deporte no pasa nada, pero a veces hay más grilla y complicaciones que en la propia política. En la experiencia que tengo como deportista y como político creo que las dos cosas son complicadas, difíciles. Quizá la mayor diferencia en cuanto a libertad es que cuando tú compites en política compites contra muchos, contra gente que te dice que te apoya y no te apoya, y dependes de muchos factores externos. En materia deportiva, y en mi experiencia personal cuando practicaba taekwondo, dependía de mí, de mi libertad de realizar lo que entrené, aunque también tenía jueces alrededor que te pueden calificar bien o mal. Es decir, si un corredor cruza la meta primero, gana; si un nadador toca la orilla antes que sus competidores, gana. Entonces hablar sobre libertad de poder hacer y lograr las cosas con tu esfuerzo se encuentra más en el deporte. En la política no depende solo de uno mismo alcanzar una meta.

En México, agrega Estrada, “las federaciones deportivas han sido prácticamente intocables en las últimas décadas. Es conocido además que se mantienen del presupuesto público y que regulan a su manera cada una de las disciplinas que representan”.

—Ante esta situación ¿existe libertad de expresión de un deportista ante su federación?

—No la hay; lo que hay es miedo. Muchos deportistas tienen miedo a expresarse, precisamente por eso, porque una federación siempre busca el colapso de alguien o llevárselo de corbata por algún resultado para manejar los recursos: así lo establece la ley y es inevitable. Además, su presupuesto no es auditable. Para comprobar los recursos que el gobierno federal les otorgó se protegen con normativas ilegales, como hacer comprobaciones que luego caen en supuestos de corrupción.

En general, puntualiza, “el deportista no goza de libertad de expresión. Qqien lo ha intentado hacer no ha terminado con un final feliz: ha terminado peleado, confrontándose, retirándose o hecho a un lado. Quedan como los malos del cuento y al final pasa la historia y no sucedió nada”.

—Desde su perspectiva ¿en México hay libertad?

—Considero que no. La libertad está sujeta a muchas cosas que detienen a nuestro país. Hay asuntos que avanzan gracias a movimientos sociales, gracias a gente que lucha contra el sistema y que puntualiza cuáles son los roles que se deben desempeñar en cada uno de los ámbitos donde uno se encuentre. Pero falta mucho todavía por hacer. En México la libertad aún enfrenta muchos obstáculos para que un individuo pueda crecer, moverse y realizarse. Y desgraciadamente no estamos en el punto que todos quisiéramos, donde el que trabaja más, el que tiene una buena capacitación, una buena educación, el que se esfuerza todos los días, logra avanzar libremente y obtiene los mejores dividendos. Todavía nos falta mucho.

 

Nacido en Matamoros, Tamaulipas, el 28 de octubre de 1971, Víctor Estrada es un reconocido deportista mexicano que compitió en taekwondo entre 1991 y 2004. Participó en los Juegos Olímpicos de Sydney 2000, donde ganó medalla de bronce, y en Atenas 2004. En Juegos Panamericanos consiguió cuatro medallas (tres oros y un bronce) entre los años 1991 y 2003. Ganó medalla de plata en el Campeonato Mundial de Taekwondo de 1993 y cuatro medallas de oro en el Campeonato Panamericano de Taekwondo entre 1992 y 1998. Como político fue fundador del Partido Nueva Alianza (Panal), diputado en la LVIII Legislatura del Congreso del Estado de México y presidente municipal de Cuautitlán Izcalli durante el periodo 2016-2018 por el Partido Revolucionario Institucional (PRI).

#libertad bajo palabra
#expresar
#actuar
#libertad
#arturo moncada
#deportes

Acerca del Autor
Arturo Moncada
Sin descripción