Mothers and children
10 mayo, 2021
Ricardo B. Salinas
Columnas

SOBRE EL DÍA DE LAS MADRES

“Las familias no serían las mismas sin la presencia, el apoyo y liderazgo de la madre”.

Fue la poetisa y activista social estadunidense Julia Ward Howe quien convocó a celebrar el Día de las Madres, como una respuesta pacifista a las guerras Civil de Estados Unidos y Franco-Prusiana.

Ward Howe nos recordó que las mujeres han contribuido a dar forma a las sociedades, inculcando valores y educando. Su aportación es de gran importancia para el desarrollo de los niños, un grupo demográfico estratégicamente importante para el futuro del país.

Las mujeres contribuyen a formar seres humanos capaces, inteligentes, con valores, principios e ideales; personas que se conviertan en mejores ciudadanos, alejados de las drogas, la violencia y la corrupción; seres humanos comprometidos con el desarrollo de la sociedad.

Pero las mujeres, además de madres, hoy desempeñan a lo largo de su vida facetas muy diversas, entre ellas la de profesionista.

De acuerdo con el censo de 2020 el 51.2% de los mexicanos, 64.5 millones, son mujeres. Y según la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares, alrededor de 10 millones de mujeres son cabeza de familia, de manera que se ven obligadas a poner en segundo plano, no siempre por decisión propia, la formación de sus hijos.

Sin embargo, no todas las mujeres forman parte del mundo laboral. Hay quienes permanecen en casa, pero su trabajo se valora escasamente. Las tareas del hogar y la educación de la familia son igual o más demandantes que cualquier empleo.

Decisión

Creo que es justo que, por este esfuerzo, aquellas que decidan estar en casa para ocuparse del desarrollo emocional e intelectual de sus hijos reciban una compensación que refleje el valor que agregan en el hogar —y a nivel agregado en la sociedad.

La eterna controversia sobre el rol de las mujeres, como profesionistas o madres, continuará por muchos años más. Pero esta decisión es de cada una de ellas y debemos respetarla. Aquí mismo, en las filas de Grupo Salinas, tenemos muchas mujeres muy capaces, responsables y trabajadoras, y una parte importante de ellas cumplen una doble función como madres. Va mi respeto y admiración a todas ellas.

Sea cual sea su lugar, las familias no serían las mismas sin la presencia, el apoyo y liderazgo de la madre. Finalmente son ellas quienes trazan y dan forma a las sociedades.