Escalera-Hector-Barrera-1-GPPAN-CDMX-Congreso-I-Legislatura.jpg
13 abril 2021
Laura Quintero
Columnas

TRÁFICO ILEGAL DE AGUA

“Los ciudadanos padecen la carencia de agua como hace muchos años no se había visto”.

En un año de acentuada sequía en el país, y sobre todo la Ciudad de México, es injusto que grupos de personas se aprovechen y lucren con el agua vendiendo las pipas que deben ser gratuitas por derecho constitucional, situación que sufren vecinos de varias demarcaciones que padecen la escasez del líquido, por lo que diputados locales presentaron una denuncia ante la Fiscalía capitalina para que investigue las quejas ciudadanas.

“Nadie debe aprovecharse de la pandemia. Nadie debe aprovecharse del dolor ajeno por la falta del vital líquido. Por esa razón hago un llamado a la Fiscalía de la Ciudad de México a investigar y desmantelar a quien o quienes trafiquen con el suministro del agua y se benefician económicamente de la necesidad del líquido por medio de la distribución institucional de pipas”, dice el diputado panista Héctor Barrera Marmolejo.

Qué lamentable que se dé esta situación, porque en este 2021 los ciudadanos padecen la carencia de agua como hace muchos años no se había visto. La época de estiaje es tan crítica por la falta de lluvias, lo que mantiene en un nivel muy bajo las presas, por lo que las autoridades hacen constantes llamados a realizar un uso racional, a reciclar la poca disponibilidad que se tenga ya que se han visto en la necesidad de racionar la distribución. Por eso desplegaron una masiva entrega de agua por medio de las pipas. ¡Y que las cobren, no se vale!

“Mientras la autoridad le pide a la población quedarse en casa y no salir por protección individual y colectiva, el mismo gobierno restringe el suministro en contra de sus derechos humanos. Y más allá de ello, se las cobran al doble, porque deben pagar el recibo del Sistema de Aguas de la CDMX. Y aparte la ‘mordida’ para que les llegue el agua a sus casas. Todo ello amerita una amplia investigación”, afirma el legislador blanquiazul.

El caso es que ante la falta de agua la gente busca quién se la lleve por la necesidad que tiene para realizar sus actividades diarias. Y el Sistema de Aguas, mediante un número telefónico que difunde por muchos medios, hace saber a la población que pueden hacer su solicitud y el servicio es gratuito. Sin embargo vecinos denuncian que les están cobrando el agua. Y ante la urgencia de contar con el líquido pagan: vivales aprovechan para hacer negocio a costa de la necesidad de las familias. Y la verdad, no se vale.

“Tras la denuncia, la Fiscalía tiene que abocarse a la investigación. Y si hay alguna persona que lucre con el agua o con las pipas castigarla, porque detrás de esta acción de comercialización ilegal del agua puede haber alguna intención electoral. Por esa razón es que presentamos la denuncia”, asegura el diputado Barrera.

De hecho, la angustia de los ciudadanos ya llegó a un límite de tomar acciones drásticas, como bloqueos. Son más de cinco meses sin el abastecimiento normal de agua y es una lástima que la autoridad no ofrezca una solución. Así de grave.

La bolsa de Laura…

Y ahora déjeme contarle que no es nada raro que el gobierno capitalino recorte los presupuestos a los organismos electorales, pero también el Congreso local recién redujo 587.7 millones de pesos al Instituto Electoral de la Ciudad de México con motivo de la pandemia. Al menos eso argumentó el grupo parlamentario de Morena para darle el tijeretazo. Y se comenta que queda claro que fue decisión de los diputados, no del gobierno capitalino. ¡Como si ellos se mandaran solos!