banco de México
25 junio, 2020
Redacción
Finanzas

Banco de México recorta su tasa de interés: baja a 5 por ciento

Su nivel más bajo desde 2016

Ciudad de México, México, 25 de junio. Con miras a impulsar la economía mediante la reactivación del crédito para empresas y familias, el Banco de México (Banxico) decidió bajar la tasa de interés de referencia en medio punto porcentual para ubicarla en 5% anual, desde 5.5% previo.

Esta acción del banco central se da en línea con lo anticipado por los especialistas del sector financiero y es quinta vez en lo que va de 2020 que recorta la tasa de referencia, que ahora se encuentra en su nivel más bajo desde noviembre de 2016, cuando estaba en 5.25 por ciento.

Se trata de la novena ocasión consecutiva que Banxico recorta su principal instrumento de política monetaria y la pone en su nivel más bajo desde septiembre de 2016, cuando la tasa se ubicó en 4.75%.

Los integrantes de la junta de gobierno tomaron la decisión por unanimidad y destacaron que la economía mexicana se enfrenta a un entorno muy complejo en abril.

“La actividad económica en México tuvo una importante contracción en el primer trimestre del año y la información disponible indica que las afectaciones derivadas de la pandemia se exacerbaron en abril. Si bien la reapertura de algunos sectores y regiones en mayo y junio propiciará cierta recuperación en la actividad económica, la afectación ha sido considerable y persiste incertidumbre”, indicó Banxico en su comunicado.

En cuanto a los retos derivados de la pandemia para la política monetaria, Banxico destacó la importante afectación a la actividad económica y un choque financiero.

Sobre los riesgos a la baja para la inflación, los integrantes de la Junta mencionaron un efecto mayor al previsto de la ampliación de la brecha negativa del producto y menores presiones inflacionarias a nivel global.

Sobre los riesgos al alza para la inflación se encuentran los episodios de depreciación del tipo de cambio y problemas logísticos y de suministro de algunos bienes y servicios, así como mayores costos asociados a la adopción de medidas sanitarias.

La decisión de la Junta de Gobierno estuvo en línea con lo esperado por los analistas que han señalado un débil panorama para la economía mexicana y ante la inflación en el nivel objetivo del banco central.

Para finales de 2020, la tasa se ubicaría en un 4.50%, según la mediana de los analistas.