Casa Rosada, Argentina.jpg
Foto: AP
22 mayo, 2020
Finanzas

Argentina no cumple vencimiento y entra en cese de pagos

Continúa negociaciones con acreedores privados

Buenos Aires, Argentina, 22 de mayo. Argentina incumplió el viernes un vencimiento de intereses por 503 millones de dólares, lo que la deja en una virtual cesación de pagos, pero aclaró que continúa las negociaciones con los acreedores privados a fin de alcanzar un acuerdo para reestructurar su deuda antes del 2 de junio.

El impago se produjo un día después de que el gobierno del peronista Alberto Fernández extendió hasta ese día el plazo que dio a los acreedores para que acepten una oferta de reestructuración de la deuda bajo ley extranjera por más de 66 mil millones dólares que concluía el viernes.

El vencimiento por 503 millones que debía desembolsar el gobierno “también forma parte de estas discusiones y esperamos que se aborde en el acuerdo más amplio que se está buscando”, dijo el ministro de Economía, Martín Guzmán, a la agencia estatal de noticias Télam.

El vencimiento corresponde a intereses de títulos bajo ley extranjera que debían haber sido abonados el 22 de abril.

“Las negociaciones se extienden hasta el 2 y es de mutuo acuerdo”, dijo una fuente del gobierno cercana a las negociaciones al ser consultada sobre el incumplimiento. La fuente pidió no ser identificada por no estar autorizada a brindar información sobre el tema.

Analistas consideraron que el cese de pagos, que calificaron de “técnico o selectivo”, no sería tan grave porque el país únicamente dejará de honrar algunas obligaciones mientras busca ganar tiempo para llegar a un acuerdo con los acreedores.

“Es muy distinto que eso (el cese de pagos) ocurra con el gobierno pateando el tablero porque no quiere negociar y se retira de la mesa, a que ocurra en medio de una negociación. Ese hecho atenuaría un poco lo complejo del cese de pagos”, dijo a Camilo Tiscornia, titular de C&T Asesores Económicos.

Algunos analistas apuntaron que al extenderse las negociaciones sobre toda la deuda externa los acreedores no demandarían de inmediato ante los tribunales el pago de estos intereses.

Sin embargo, otros consideraron que entrar en un cese de pagos abriría la puerta a potenciales “fondos buitres” que activarían procesos para reclamar ante tribunales estadounidenses el total del capital más intereses de otros títulos sin vencimiento a corto y mediano plazo.

Según Tiscornia, también llevaría a las calificadoras de riesgo a bajar la nota de la deuda soberana y acentuaría las ya escasas posibilidades del país de acceder al crédito internacional.

El monto de la deuda bajo ley extranjera que Argentina está renegociando es de 66.238 millones de dólares. El gobierno de Fernández, quien asumió a fines de 2019, presentó formalmente en abril a los acreedores su propuesta, que implica una quita en los intereses de 62% -equivalente a 37.900 millones de dólares- y de capital de 5,4%, unos 3.600 millones de dólares, así como un periodo de gracia hasta 2023 con una tasa de interés de 0,5% que irá aumentando.

La propuesta hasta ahora no ha recibido el nivel de adhesión necesaria de los acreedores, entre los cuales hay grandes fondos de inversión, para ser llevada a cabo. Sin embargo, el gobierno argentino advirtió que la oferta es la única viable debido a que arrastra más de dos años de recesión y que busca un perfil de deuda “compatible con un sendero de crecimiento sustentable”.

El gobierno espera aprovechar la extensión del plazo de las negociaciones para acercar posiciones con los acreedores a partir de modificaciones en las propuestas de ambas partes.

“Todavía hay una distancia importante que recorrer, pero, lo que es más importante, todos los lados permanecen en la mesa para encontrar una solución”, reconoció el ministro Guzmán. “Las conversaciones que he tenido con importantes partes interesadas en los últimos días me han dado una mayor confianza en que todos estaremos a la altura de las circunstancias, ya que hay un reconocimiento compartido de que cuanto antes resolvamos el problema de la deuda insostenible de Argentina, mejor será para todos los lados”.