Lunes 22 de enero de 2018
Gobierno Federal

Educación de calidad, el compromiso: Aurelio Nuño

Aurelio Nuño
2016-01-31 17:41:25 por Ángel Hernández
Foto: NTX

Seis meses después de asumir la titularidad de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Aurelio Nuño Mayer ha desplegado una intensa actividad para estar en contacto directo con la realidad educativa, lo que le ha llevado a salir de su oficina para visitar escuelas en diversas partes del país a fin de mantener un diálogo franco y abierto con los profesores y padres de familia y conocer de su propia voz los problemas y dificultades que enfrenta el día a día del quehacer educativo.

“Me gusta mucho el trabajo que hago, pero no quiero ser un secretario que se quede encerrado en su oficina: quiero ser un secretario que esté en las escuelas, que no me cuenten lo que pasa en ellas”, afirma en entrevista con Vértigo el responsable de la educación del país, quien a sus 38 años tiene la encomienda de poner en marcha la reforma educativa y que se cumpla el mandato constitucional de que los estudiantes reciban una educación de calidad.

Uno de los pilares de la reforma educativa es el programa Escuela al Centro, que recién dio a conocer Nuño y tiene por objetivo llevar la reforma educativa hasta las aulas, ya que permitirá una estructura más eficiente para mejorar los tiempos de clase, incrementar el aprovechamiento escolar y generar una participación comunitaria más activa, lo que permitirá contar con escuelas más sólidas.

Entre las novedades del plan destaca la creación de la figura del subdirector administrativo, quien se encargará de los asuntos burocráticos y quitará esas actividades a los maestros y directores, puesto que les reducía de manera considerable el tiempo dedicado a las actividades escolares.

Otra medida es un calendario escolar flexible, que en la actualidad consta de 200 días obligatorios y se podrá reducir a 185 días, por lo que cada comunidad escolar decidirá por una u otra opción: ambas modalidades mantendrán las horas de clase, que en las escuelas de horario normal es de 800 al año.

Además, se crearán escuelas de verano, con lo que se buscará un mejor aprovechamiento de las vacaciones de los niños.

Voto de confianza

Nuño Mayer destaca que el esfuerzo que supone la creación de un nuevo sistema educativo, por su tamaño y complejidades, tiene un solo fin “que nos marca el artículo tercero de la Constitución a partir de la reforma educativa: que los niños y las niñas de México tengan una educación de calidad. Es algo que esta reforma educativa convirtió en un derecho: al derecho a tener una educación pública, laica y gratuita, se agregó un cuarto derecho, que es una educación de calidad”.

Asevera que las medidas anunciadas para darle mayor autonomía de gestión a las escuelas son un voto de confianza a los maestros, porque existe la convicción del gobierno federal de que lo hacen muy bien, además de que es en beneficio de ellos.

El titular de la SEP dice que en general ve bien a los niños y niñas durante las visitas que realiza a los planteles escolares, donde los ve entusiasmados aunque en algunas zonas, las más pobres, haya algunas carencias. “Pero me parece que esta reorganización de las escuelas nos permitirá darles mayor potencial y que reciban la educación que merecen, porque siendo francos en muchos casos no estamos al nivel que deberíamos”.

Aterrizar la reforma

Horas después de celebrada la XV Reunión Nacional Plenaria Extraordinaria del Consejo Nacional de Autoridades Educativas, a la que asistieron todos los responsables de educación de los estados y donde fue aprobada la propuesta de Escuela al Centro hecha por el secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño explica en qué consiste esta iniciativa, sus objetivos, alcances e importancia dentro de la construcción de un nuevo modelo educativo en el país.

La reforma educativa avanza y llega a las aulas. ¿Qué significa Escuela al Centro en este planteamiento?

—Es poder llevar la reforma educativa a las aulas, que es lo más importante. Esta es una reforma muy amplia, que reestructura la organización del sistema educativo, que prepara mejor a los maestros a través de la evaluación y de su capacitación. Y es una medida muy importante porque, por ejemplo, los nuevos planes y programas de estudio que estaremos presentando en marzo y abril no se van a poder concretar si no tenemos la organización adecuada al interior de las escuelas para que todos estos cambios terminen aterrizando en el aula.

Hace énfasis en que la finalidad es tener mejores maestros y mejores planes de estudio, para que la reorganización política que se hizo del sistema educativo pueda aterrizar en los salones de clase.

Destaca la creación de la figura del director administrativo, pues asegura que esta nueva organización y nueva plantilla de las escuelas tiene como objetivo central que se pueda descargar de burocracia a los directores y a los maestros.

“Hoy día los directores dedican más o menos 70% de su tiempo a papeleo y únicamente les queda 30% para atender el aprendizaje. Esto es dramático. Necesitamos directores que estén 100% del tiempo metidos en los salones de clase, viendo que los maestros cumplan con su obligación, pendientes del desempeño pedagógico de sus alumnos”, explica.

Nuño Mayer insiste en que al crear esta figura lo que se logrará es que esta persona se encargue de todo el papeleo y libere a los directores y a los maestros para que se puedan dedicar 100% a las tareas pedagógicas.

Mecanismo de reinserción

Revela que los nuevos funcionarios saldrán de la reorganización que realizan de la nómina magisterial. Y recuerda que hace unas semanas anunció que dos mil 200 comisionados sindicales que tenían goce de sueldo —a los que se les dejó de pagar en esta quincena— y de ellos una gran cantidad regresará al servicio educativo y muchos serán convertidos en subdirectores administrativos.

“Para una gran cantidad de ellos, que llevan mucho tiempo fuera de las aulas, será más fácil reintegrarse después de una incapacitación a tareas administrativas como subdirectores administrativos, que regresar a dar clases otra vez”, apunta.

El titular de la SEP indica que elaboran un plan muy agresivo de depuración de la nómina y junto con los estados trabajan de manera conjunta para encontrar a los maestros que se dedican a tareas burocráticas que hay que regresar al aula; de ahí saldrá esa plantilla de subdirectores administrativos.

El secretario de Educación refiere que en este tema ya se ha avanzado en la Ciudad de México, donde se logró que doce mil maestros que realizaban tareas burocráticas regresaran a las aulas, además de que 80% de las escuelas cuenta ya con la figura del subdirector administrativo, por lo que este modelo puede ser replicado en otras entidades del país.

“Entonces, con la nómina que ya pagamos pero con un mejor ordenamiento de esa misma nómina, podremos hacer esta plantilla sin necesidad de recurrir a pedir más recursos que evidentemente ahorita no se tienen”, subraya.

Aprovechar las vacaciones

En relación a las escuelas de verano menciona que empezarán a funcionar en el presente año con un plan piloto en ocho estados de la República, con la idea de que a partir del verano de 2017 pueda tener escala nacional.

—¿Cómo funcionará?

—Vamos a habilitar un número suficiente de escuelas por sección y por región para que todos los alumnos de escuelas públicas que así lo deseen, al igual que sus padres, puedan ir a esa escuela. Tendremos uno a dos maestros que serán los encargados de esas escuelas de verano, a los que obviamente tendremos que pagar esas horas de trabajo; pero en lugar de pagar una plantilla completa de diez o 15 profesores, serán dos por escuela y no en todos los planteles, por lo que no será un costo muy alto.

Nuño Mayer agregó que se buscará que sean estudiantes los que impartan las clases de pintura, artísticas, música y/o deportivas, para lo cual se firmarán convenios con las universidades para que jóvenes que estudian para maestros o estudiantes de Pedagogía puedan hacer su servicio social en esas escuelas, lo que no implica un costo en tanto que ellos podrán practicar y los estudiantes estarán en un ambiente armónico con este tipo de actividades.

“La idea es que una vez que las escuelas de verano tengan una escala nacional, todos los estudiantes de escuelas públicas del país puedan acceder a ellas, que es algo que no sucedía; la verdad es que más bien son los estudiantes de escuelas privadas o con más recursos los que podían asistir a cursos de verano. Y esta será una medida de equidad que permitirá ir desarrollando habilidades y conocimientos, sobre todo en temas artísticos o deportivos, y que será una gran ayuda para los padres de familia”.

Transparencia

Respecto del anuncio en el sentido de que a las escuelas se les entregarán recursos para financiar su operación cotidiana, el titular de la SEP afirma que esta parte es muy importante porque hoy la mayoría carece de un presupuesto propio que les permita enfrentar los retos del día a día.

Pone el ejemplo: ¿qué pasa si se rompe el vidrio de una escuela? En la actualidad se le puede pedir una cooperación voluntaria a los padres para cambiar el vidrio, que los profesores lo paguen o que se pida su reposición a la autoridad educativa, lo que para cambiar ese vidrio se vuelve un trámite de dos a tres meses o de plano no se cambia, situación que genera un gran deterioro en la infraestructura de las escuelas porque al no tener recursos para en el día a día para resolver estos problemas se van deteriorando los planteles.

“Si logramos asignar un presupuesto para un gasto del día a día, un gasto corriente de las escuelas, si se rompe un vidrio al día siguiente el director va y lo compra; entonces esa es la idea; o si requieren materiales educativos, si se rompió una banca nueva… en fin, todo ese tipo de situaciones que ocurren en el día a día”, menciona.

Explica que será una transferencia de dinero directa por parte de la SEP a la escuela, por lo que no hay intermediarios y el recurso no pasará por las secretarías de Finanzas o las secretarías de Educación estatales.

“La manera de administrar el recurso tiene que ser transparente, tiene que haber un acuerdo entre los maestros, el director y los padres de familia; la cuenta en la que se deposita sale con la firma del director, más la del presidente de la asociación de padres de familia de esa escuela. Entonces activa un trabajo comunitario con contraloría social por parte de los padres de familia; todo el mundo sabe a qué se está destinando el dinero y además se ponen de acuerdo de manera transparente. Y si deciden que lo que requieren son materiales educativos, lo pueden hacer”.

Aurelio Nuño comenta que hoy este sistema ya existe a través del Programa de la Reforma Educativa, que llega a 25 mil escuelas, pero en el siguiente ciclo escolar se incrementará a 75 mil escuelas, lo que representa un crecimiento muy importante.

Hay dudas respecto de la reorganización del calendario escolar. ¿Significa menos clases, menos horas de trabajo…? ¿Hacia dónde apunta?

—Se mantiene el mismo número de horas durante el año escolar.Hoy tenemos para la escuela primaria tres modalidades: las escuelas de horario regular, que son cuatro horas diarias y un total de 800 horas al año; las escuelas de horario ampliado, que son seis horas diarias y un total de mil 200 horas al año, y las de tiempo completo, que son ocho horas diarias y dan mil 600 horas al año.

Explica que se mantendrán las de 800, mil 200 y mil 600 horas al año, pero a la escuela se le dará dos opciones: que cumplan con ese número de horas en 200 días, como ocurre como hoy, o que lo hagan en 185 días.

Si optan por los 185 días la jornada se incrementa: las escuelas de cuatro horas pasarían a una jornada de cinco horas, y para las escuelas que ya tienen seis horas y ocho horas, incrementaría el número de horas para clases extra para fortalecer matemáticas o español de los alumnos que más lo necesitan, por lo que bajo ningún motivo serán menos número de horas: simplemente es un acomodo en 200 o 185 días.

¿Por qué es importante esto?

—En lugares donde hay climas extremos en el país, donde hace mucho calor o hace mucho frío como hoy, a fuerza tienen que ser 200 días obligatorios y llegan semanas en que los alumnos tienen que asistir con altas o bajas temperaturas y no son las condiciones ideales para estudiar.

Aurelio Nuño refiere que en las regiones del país con climas extremos en ciertas temporadas del año las escuelas podrían optar por un calendario de 185 días y de esta manera evitar las semanas donde el clima es más extremo e incrementarían su jornada diaria; o si es una escuela en la Ciudad de México y se prefieren menos días, serán jornadas más largas.

Añade que los alumnos se irían 15 días antes a vacacionar, pero la jornada diaria se ampliaría, por lo que al final serían las mismas horas al año, nada más que en lugar de 200 días ahora serían 185.

Desde su inicio como secretario de Educación ha tenido una agenda muy intensa, con visitas a escuelas en todo el país. ¿Cómo ve a los niños, qué le comentan?

Los alumnos, en términos generales, están muy entusiasmados. Los niños y jóvenes que empiezan sus vidas tienen muchas ganas de estudiar, pero sin duda pueden estar mejor. Creo que las condiciones de las escuelas y el aprovechamiento pueden mejorar mucho.

Agrega que de acuerdo con distintos estudios internacionales se establece que el tiempo de uso efectivo para la enseñanza en la jornada escolar debe ser de 85% del tiempo de la jornada; es decir, 85% íntegro dedicado a la enseñanza y 15% para pasar lista, que los alumnos descansen entre una actividad y otra, etcétera.

Sin embargo, señala, hoy en México el tiempo efectivo de aprovechamiento de la jornada escolar es de solo 56 por ciento. “Este plan que estamos presentando es para que se pueda aprovechar mejor el tiempo diario de la escuela y llegar a ese 85%; lo veo cuando entro a las clases y observo a los niños: hay escuelas mejores que otras, pero uno se da cuenta de que no siempre se aprovecha de la mejor forma o de la manera correcta el tiempo de la enseñanza, que hay alumnos que por su grado de conocimiento deberían estar más avanzados. En términos generales veo bien a los niños y niñas de México”.

¿Cuáles son los objetivos para el cierre del actual ciclo escolar?

—Será una agenda muy intensa de aquí a que cierre el ciclo escolar, de estar presentando políticas públicas sustantivas que se derivan de la reforma educativa. Ya presentamos este plan de la Escuela al Centro; durante la primera quincena de febrero estaremos presentando el plan de infraestructura y de equipamiento escolar; en la segunda quincena de febrero presentaremos los resultados de las evaluaciones; un tema interesante, pero junto con ello vamos a presentar el programa de capacitación para los maestros…

Y destaca que la evaluación por sí misma no hace sentido, ya que es un mecanismo para tener una mejor información sobre qué deben de mejorar los maestros y “hará sentido en el momento en que la complementamos con la capacitación”.

Nuño Mayer recalca que una buena noticia es que mientras para 2015 el presupuesto para la capacitación de los maestros fue de 220 millones de pesos, este año se tendrán mil 800 millones de pesos, un incremento de más de 800%, cantidad aprobada en el presupuesto para 2016.

Infraestructura educativa

Al abordar el programa de equipamiento, el titular de la SEP menciona que el tema de infraestructura estará centrado en las Escuelas al CIEN, que es el programa de Certificados de Infraestructura Escolar, para lo cual se contará con un portal donde cualquier mexicano podrá ver el listado de escuelas beneficiarias.

Las escuelas se podrán buscar por estado o por municipio; aparecerá una ficha de la escuela en la que se verá el monto que se le está asignando, las obras que harán, quién es el contratista y en cuánto tiempo tiene que estar la obra.

“Prácticamente en ese portal se verá peso por peso cómo se llevan los Certificados de Infraestructura Escolar a la escuela y cómo deben operar; será prácticamente el primer programa del gobierno federal donde se verá casi centavo por centavo cómo llega el dinero a las escuelas. Y tendrá un gráfico de cómo estaba la escuela y cómo quedó. Será totalmente transparente”, anuncia Nuño.

El titular de la SEP resalta también que hoy no existe en el país una política nacional de equipamiento escolar y las escuelas se equipan como pueden; en las zonas con mejores recursos se equipan mejor, pero no hay una política que tenga un sentido pedagógico, por lo que se trabaja para establecer bajo qué criterios se pondrán muebles escolares o pizarrones.

“A partir de criterios pedagógicos vamos a tener una política nacional de equipamiento escolar y a buscar, junto con los estados, hacer lo mejor donde se pueda y que hagan sentido las compras consolidadas para generarle un ahorro importante al Estado mexicano. No es lo mismo que cada escuela o cada municipio o cada estado esté comprando sus bancas y sus pizarrones, a realizar una compra nacional: el ahorro real que le puede generar al Estado mexicano y a los contribuyentes es inmenso, con un gran nivel de eficiencia”, indica.

En seis meses pasó la evaluación, ya presentó el plan de Escuela al Centro, viene equipamiento…

—Y vienen también nuevos planes y programas de estudio; después, la estrategia para hacer más incluyentes las escuelas; vendrá luego toda la estrategia de vinculación con el sector educativo y el sector productivo... Les adelanto que presentaremos una estrategia de educación técnica específica para el sector automotriz. Como saben es uno de los sectores más importantes, más boyantes que tiene el país, que mejores empleos generan y que requiere una estrategia de acompañamiento educativo fundamental para que ese sector pueda seguir creciendo con un capital humano de calidad.

Añade que presentará también un plan de educación artístico para las escuelas, para lo cual seguirán el ejemplo que ha puesto la Fundación Azteca, por lo que promoverán los coros y orquestas escolares.

Por el mes de agosto presentarán la reforma administrativa de la SEP que tiene como finalidad “cómo hacer más con menos, cómo quitarle grasa a la SEP y darle músculo para ser más transparente y más eficiente y que los recursos puedan concentrarse en todas estas prioridades y puedan rendir más”.

¿Pero el objetivo es una nueva escuela?

—Un nuevo sistema educativo. Todo esto que es inmenso, con grandes complejidades, tiene un solo fin que nos marca el artículo tercero de la Constitución a partir de la reforma educativa: que los niños y las niñas de México tengan una educación de calidad.

Hoy, agrega, “es un derecho que además ya está calificado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación en las controversias que hubo en el tema de las evaluaciones. La SCJN definió que nada está por encima del derecho a una educación de calidad. Todo esto tiene por objetivo que la reforma educativa aterrice en las aulas y podamos subir la calidad de la educación. De ello estoy convencido: se puede”.

Nuño Mayer insiste en señalar que es fundamental la participación de todos para el éxito de la reforma: maestros, directores, supervisores y padres de familia. Y uno de los ejes de Escuela al Centro es cómo fortalecer la participación de los padres de familia.

¿Cuál es el mensaje para los maestros?

—En primer lugar, que esta reforma es también en beneficio de ellos; en segundo, que el presidente de la República y este gobierno confían en ellos, en su responsabilidad, en sus ganas de transformarse, de mejorar, de irse a evaluar…

Y resalta que más de 95% de los maestros se fueron a evaluar, lo que habla del gran compromiso que tienen los profesores de México con el cambio educativo. “Los vamos a capacitar. Y eso les permitirá tener mejores condiciones. Los maestros a los que les va bien en la evaluación ganarán más. Entonces, vienen muchos beneficios. Pero además estamos confiando en ellos”, concluye.

También te puede interesar:

Maestros realizan evaluación pese a marcha de la CNTE

Evalúa SEP a 45,000 profesores en 27 estados

SEP prepara plan de seguridad para evaluación docente

Plan La Escuela al Centro: 6 claves que debes conocer (VIDEO) 

#educacion mexico
# reforma eductiva
# evaluacion docente
# sep aurelio nuno
# sep escuela centro
# escuela centro aurelio nuno
# esucela centro mexico

Acerca del Autor
Ángel Hernández
Sin descripción